La montaña se puede derrumbar

11 julio, 2018

La montaña se puede derrumbar

Por: Conflicto, paz y postconflicto-Pares

En Agua Bonita, municipio de La Montañita, se encuentra el Espacio Territorial de Capacitación y Reincorporación (ETCR) Héctor Ramírez. Este es uno de los dos espacios que existen en Caquetá. Cuenta con aproximadamente 200 excombatientes que se han organizado alrededor de la figura de la Cooperativa Multiactiva para el Buen Vivir y la Paz del Caquetá. Con este proyecto los exguerrilleros buscan asegurar su reincorporación y demostrarle al país que es posible desarrollar modelos y relaciones de producción más equitativos y que beneficien a la colectividad.

Infraestructura

ETCR

El ETCR fue construido de manera colectiva. Es un lugar colorido, lleno de imágenes que dan vida al lugar; cada figura, cada trazo, cada color, es el resultado de un trabajo mancomunado que se hizo para hacer más acogedor el lugar.

Educación

Con relación a los procesos de educación, cultura, recreación y deportes, en el ETCR Héctor Ramírez se ha adelantado la nivelación académica, que ha sido apoyada por el Consejo Noruego y la Escuela Superior de Administración Pública (Esap). El Gobierno Nacional, lejos de participar de manera activa en estos procesos, incluso, lejos de cumplir con la adecuación de los Espacios Territoriales donde estos procesos se puedan adelantar “no ha puesto un solo peso para el tema de educación. Por el contrario, han puesto trabas, porque era responsabilidad del Gobierno en el marco de la construcción de los Espacios Territoriales crear la infraestructura para la educación y no se creó, porque creían que no era pertinente pues en 6 meses teníamos que salir, pero se les olvidó que el proceso de reincorporación en las mismas zonas implicaba no solamente el ejercicio de dejación, sino empezar el proceso de nivelación académica”, dice uno de los habitantes.

Además de las nivelaciones, se han desarrollado capacitaciones certificadas por el SENA, cuya duración ha tenido una variación entre las 24, 48 y 72 horas. La comunidad del ETCR también ha contado con las becas otorgadas por el gobierno cubano y con las becas que ofreció La Universidad del Valle, sin embargo, según un habitante de La Montañita “esas no dependen de la voluntad del Gobierno, sino que son de iniciativas que nacen entre el partido y las mismas instituciones”.

La Biblioteca Popular Alfonso Cano también hace parte del ETCR y presta servicio no sólo a los integrantes del Espacio, sino a la comunidad en general. Allí se pueden encontrar diversos libros que dan cuenta de la historia de la agrupación guerrillera, libros sobre historia de Colombia, informes de diferentes organizaciones sobre las dinámicas del conflicto armado, y el libro “Una Guerrilla por Dentro, Memorias de Resistencia” publicación hecha por los exguerrilleros que por años cargaron los fusiles y ahora decidieron construir la memoria de sus luchas.

Proyectos productivos

Para lograr la constitución de la Cooperativa que articula los esfuerzos de reincersión, los excombatientes bancarizados destinaron parte de su primer subsidio de normalización para la inversión en los proyectos piscícolas, agrícolas y comerciales. Además, todo el que trabaja en la Cooperativa lo hace voluntariamente. Todos los integrantes comparten las responsabilidades de cada uno de los proyectos que se desarrollan, con roles definidos y compromisos específicos.

Piscícola

El proyecto piscícola está en su tercera producción. Actualmente cuenta con 4 tanques, cada uno con capacidad promedio de 8.000 peces alevinos.

Agrícola

Los proyectos agrícolas que se desarrollan en este ETCR se enfocan en el cultivo de piña, con una producción promedio de 250 toneladas, además de contar con otros cultivos de yuca, plátano y maracuyá. Estos últimos van para su segunda cosecha. El ETCR también cuenta con huertas para el autoabastecimiento.

Comercio

Con relación a los proyectos comerciales, se establecieron distintos negocios para incentivar la economía del lugar. Entre estos se encuentran: una fritanguería, panadería, miscelánea, carpintería y zapatería. Actualmente tienen proyectado un supermercado, que se surtiría con los productos agrícolas y piscícolas del ETCR.

Panadería del ETCR. Foto suministrada por los integrantes

La otra Cooperativa en la que se encuentran los integrantes del nuevo partido FARC, es la Cooperativa Economías Sociales del Común (Ecomún) que se constituyó legalmente. En este momento tiene el gran reto de fundarse y empezar a posicionarse. Respecto a esto, uno de los habitantes del ETCR comenta que “sin lugar a dudas una de las mejores propuestas que ha podido presentar las Farc, es haber apelado a la figura del cooperativismo, porque eso permite llevar a la vida práctica los criterios y visiones de lo que puede ser un modelo de producción en un país como Colombia. Modelos de producción incluyentes y equitativos, esos de los que se habló en los tiempos de lucha armada”.

Actualmente Ecomún está desarrollando un proyecto productivo en el Espacio territorial de Agua Bonita; se están instalando viveros de cacao, con el apoyo de la Federación Nacional de Cacaoteros (Fedecacao). Este es un proyecto de prestación de servicios, donde, a través de Ecomún, se contrata la mano de obra calificada de excombatientes.

Sin embargo, no todo es éxito. Tres personas adscritas a este ETCR han sido asesinadas. Una en Puerto Asis, otra en Piamonte Cauca, y otra en Meta. Esto ha generado temor en la población, pues su sentimiento de vulnerabilidad aumenta. También, desde hace aproximadamente 3 o 4 meses, fue advertida la presencia de un grupo de personas armadas no identificadas.  Este tipo de respuestas militares aumenta el accionar en las cercanías del ETCR. En el caso de La Montañita, el enfrentamiento más reciente se presentó el pasado 27 de mayo en la vereda Miramar. Este enfrentamiento dio como resultado la baja de alias Edwin, y con él, dos habitantes de la vereda, en hechos confusos.

Además de todo esto se suma la respuesta estatal. Pues, según otro habitante del ETCR, el Estado “está llegando con el componente militar a todo el territorio, con operativos contra algunas estructuras de la disidencia, pero exactamente es lo que no debían hacer, porque la firma del acuerdo iba a generar un ambiente donde los vacíos de autoridad que dejaba las Farc los asumía el Estado a través de su institucionalidad por medio de la inversión social. De lo contrario es seguir replicando el mismo modelo. Si el Estado hubiera llegado con inversión social, la gente estaría pensando que el Estado sí está cumpliendo y eso que están diciendo de los que se mantienen en el monte es mentira”, dice.


Autor

Artículo por: Línea Conflicto, paz y postconflicto @parescolombia | Publicado: Hace 1 semana

Puedes ver más sobre el autor en su Twitter.

ver más artículos de Línea Conflicto, paz y postconflicto @parescolombia

Artículos relacionados

  • +57 (1) 745 56 15 / 742 19 24
  • Cll 26B # 4A -45 Edificio KLM, La Macarena. Piso 15 y 16
    Bogotá, Colombia
  • Cra 3b #8-47b
    Buenaventura, Valle del Cauca, Colombia
© 2018 PARES.COM.CO Todos los derechos reservados. Fundación Paz y Reconciliación. Se prohíbe su reproducción total y/o parcial.
Powered by: