Estos son los 21 líderes asesinados desde el inicio del Gobierno Duque

5 septiembre, 2018

Estos son los 21 líderes asesinados desde el inicio del Gobierno Duque

Por: Redacción Pares

 

Desde la firma del Acuerdo de Paz, el 24 de noviembre del 2016, Pares ha logrado determinar que 184 líderes sociales han sido asesinados en todo el país. Además, hasta el 14 de agosto de 2018 se habían registrado 489 violaciones de Derechos Humanos. En los siguientes mapas se puede evidenciar cuáles son las zonas más afectadas por esta situación y las modalidades de violencia que se dan en cada departamento.

          

Las muertes de los líderes han llenado las páginas de los diarios nacionales, las agendas de los canales de televisión y llevaron a que miles de personas se congregaran en las plazas públicas de Colombia como protesta. Sin embargo, la sangre no para. En menos de un mes, desde la llegada a la presidencia de Iván Duque,  han sido asesinados 21 líderes más. Estos son sus nombres e historias:

 

Uriel Rodríguez

Uriel Rodríguez fue asesinado la noche del 7 de agosto, horas después de la posesión del presidente Iván Duque, mientras se encontraba departiendo en una tienda de la vereda Altamira, corregimiento El Carmelo, en Cajibío, Cauca. El líder era reconocido en la zona por su actividad y trabajo con campesinos en pro de movilizar el proceso de sustitución de cultivos de coca, señalando al mismo tiempo la necesidad de evitar la erradicación forzosa. Hacía parte, además, de la Asociación de Trabajadores Campesinos de Cajibío, al movimiento político Marcha Patriótica y al Proceso de Unidad Popular del Suroccidente Colombiano.

Testigos y habitantes de la zona dicen que el líder fue abordado por dos hombres armados en moto mientras se encontraba en la tienda. Según estas personas, en la región hacen presencia los grupos paramilitares armados y el Clan del Golfo. En el Cauca también hay presencia de los llamados grupos disidentes de las extintas FARC.

 

Alejandro Jacanamijoy

Alejandro Jacanamijoy era el presidente de la Junta de Acción Comunal de la vereda La Paz en Puerto Leguizamo, Putumayo. Además, era defensor de los Acuerdos de Paz firmados con las FARC y hacía parte del Programa Nacional Integral de Sustitución de Cultivos Ilícitos (PNIS). Fue asesinado en la comunidad de Pinuña Negra dos días después de la posesión del presidente Iván Duque.

Según investigaciones de Pares, en Putumayo hacen presencia grupos conformados por exmiembros Frente 32 y la columna móvil Teófilo Forero de las extintas FARC. Hasta el momento, no han sido identificados los responsables del asesinato.

 

Emiliano Trochez

Trochez era un líder indígena del cabildo nasa Guadualito, ubicado en el occidente de Santander de Quilichao, del que fue gobernador hasta 2011. Era considerado una autoridad ancestral y al momento de su asesinato, el 10 de agosto, era el coordinador de educación del resguardo. En su comunidad se cree que lo asesinaron por haber sido una de las autoridades que ordenó la quema de dos armas encontradas en el territorio.

Según la Comunidad de Cabildos Indígenas del Norte del Cauca (ACIN), desde el 2013 312 líderes indígenas han sido amenazados y 17 han sido víctimas de atentados contra sus vidas. Este año, han recibido 42 panfletos intimidantes firmados, en su mayoría, por las Águilas Negras y las Autodefensas Gaitanistas de Colombia.

En Santander de Quilichao hacen presencia el ELN, el Clan del Golfo y los llamados grupos desertores de las FARC.

 

Alfredo Manuel Palacio

Alfredo Palacio fue asesinado en la madrugada del 12 de agosto en el barrio Pasadizo de Aracataca, Magdalena. Palacio se movilizaba con su esposa en una moto cuando hombres armados lo interceptaron y le dispararon. Por los hechos, la gobernadora del departamento, Rosa Cotes, llamó a un consejo de seguridad extraordinario. Palacio pertenecía a la Junta de Acción Comunal del barrio 2 de Febrero.

Según la Defensoría Nacional del Pueblo, cinco líderes sociales han asesinados en el departamento del Magdalena desde enero del 2016. En Aracataca, varios líderes sociales y hasta el personero municipal han sido amenazados por medio de panfletos.

 

Jorge Eliecer Roa

Jorge Eliecer Roa era el exalcalde del municipio de Miraflores en Guaviare. Fue asesinado el 13 de agosto. Según la organización Reiniciar para la Defensa de los Derechos Humanos, Jorge Eliecer Roa había sufrido una constante persecución por parte de grupos paramilitares. Roa Patiño era sobreviviente del genocidio de la Unión Patriótica sucedido en los años 80.

En el departamento del Guaviare actualmente tienen una fuerte presencia las llamadas disidencias de las FARC, quienes, en reiteradas ocasiones, han cometido ataques contra la fuerza pública y la población civil. Allí también tienen presencia grupos paramilitares.

 

Luis Henry Vera Gamboa

Luis Henry Vera era presidente de la Junta de Acción Comunal en la vereda el Desengaño de Piedras Blancas. Hacía parte del proceso de la Asociación Mesa Regional  Campesina del Perijá, la cual trabajaba conjuntamente con las comunidades campesinas de Chiriguaná, Curumaní, Pailitas y la que Luis lideraba: Chimichagua, municipio donde fue asesinado el 15 de agosto. El objetivo de la Mesa Regional es el de constituir la Zona de Reserva Campesina del Perijá (ZRCP).

Su papel como presidente era de vital importancia para la defensa de los derechos de los campesinos a partir de la construcción de alternativas económicas diferentes al extractivismo, generación de soberanías alimentarias, seguridad jurídica de formalización y acceso a tierras. Fundamentalmente, trabajaba con comunidades campesinas víctimas de desplazamiento forzado.

Históricamente,  según el Observatorio de Conflicto Armado de la  Corporación Nuevo Arco Iris, el Departamento de César, a raíz de su extensión, la economía interna y los recursos naturales que lo constituyen, ha generado dinámicas de conflicto  por parte actores armados como el ELN, FARC y paramilitares. Actualmente, hay una disputa territorial que ha confirmado la Misión de Apoyo al Proceso de Paz en Colombia de la Organización de los Estados Americanos, quien a lo largo del año ha advertido sobre la difícil situación departamental.

 

José Vicente García Amariles

José era representante de las víctimas de minas antipersonal en  la mesa municipal de víctimas de Valdivia. A su casa llegaron hombres que le dispararon en repetidas ocasiones asesinando al defensor de derechos humanos a los 61 años de edad.  

Según el Proceso Social de garantías, en lo que va corrido del años han asesinado 33 líderes, lideresas sociales y defensores y defensoras de Derechos Humanos en el departamento de Antioquia. La Fundación Sumapaz y  Corpades han alzado la voz sobre la situación de violación a las garantías de seguridad.

 

María Ana Josefa Mosquera

María Ana Josefa Mosquera se desempeñaba como líder social en la Comuna 13 de Medellín. Tenía 73 años. Fue asesinada a causa de asfixia mecánica y con ataques de arma blanca. Después de observar a dos hombres cometiendo un hurto, estos entraron a su vivienda para cometer el asesinato. La mujer, conocida como ‘La tía Juana’ era reconocida en la Comuna por trabajar constantemente por los más necesitados.

 

Luis Joaquín Yandi

Luis Joaquín Yandi fue asesinado el 18 de agosto de este año en medio de un intento de hurto en el municipio de Totoró, Cauca. Ante la reacción por parte de la comunidad se realizaron varios disparos que le quitaron la vida a Yandi. Al parecer un uniformado le quitó la vida, pues la comunidad indígena de la que hacía parte Yandi, decidió llevar al uniformado a la justicia indígena.

Luis Joaquín Yandi hacía parte del resguardo indígena Paniquitá.

 

Huber Hoyos

Asesinado el 21 de agosto de este año. Huber Hoyos era un líder social y agrario del municipio de Almaguer, Cauca. Le dispararon en cinco ocasiones y también hirieron a su esposa. Hoyos era un reconocido líder social del municipio y hacía parte del Proceso Campesino e Indígena de Almaguer. Las autoridades siguen investigando si tenía amenazas de muerte.

Actualmente, en el Cauca tienen una fuerte presencia las Guerillas Unidas del Pacífico, el EPL y el ELN. Estos grupos armados ilegales se disputan los territorios de la extinta guerrilla FARC.

 

Jefferson Andrés Arévalo

Jefferson Arévalo era militante del partido político Unión Patriótica y hacía parte de parte de la Corporación Reiniciar capítulo Meta. Fue secuestrado el 21 de agosto por hombres armados que llegaron a su finca “Las Cruces”, ubicada en el caserío Danubio, de Puerto Rico, Meta. Los atacantes también abusaron sexualmente de Gladys Tirado, esposa de Arévalo y la hirieron gravemente en el cuello. El 23 de agosto el cuerpo de Tirado fue encontrado muy cerca al lugar del que fue raptado.

Según Reiniciar, “momentos antes de los hechos tropas de la Séptima Brigada del Ejército estuvieron en la finca mencionada y desplegados en la Vereda El Danubio”. En el Meta actúan las llamadas disidencias de las FARC.

 

Fabiola Fajardo

Asesinada el 22 de agosto del presente año en su propia finca de residencia. A metros de su cuerpo se encontró otro cadáver sin identificar. Fabiola Fajardo estuvo durante 6 años vinculada como tesorera a la Junta de Acción Comunal de la vereda La Colorada en el municipio El Carmen de Chucurí. La Policía y el Ejército afirmaron que Fajardo no tenía amenazas de muerte.

 

Freddy Julián Conda

Fue asesinado el 23 de agosto en un operativo del Esmad de la Policía para desalojar a indígenas que ocupan predios privados que para ellos son territorios ancestrales. El líder indígena fue atacado con un arma de fuego en la cabeza, lo que obligó su traslado a un centro médico en Cali, donde después perdería la vida debido a las heridas en el cerebro.

En Caloto, tienen presencia desertores de la extinta guerrilla de las FARC y el ELN.

 

Mary Florelia Cana Meza

Mary Florelia Cana Meza fue asesinada en El Tambo, Cauca. Pese a que los hechos ocurrieron el 24 de agosto, su caso fue denunciado hasta el 27 de agosto por la Organización Regional Indígena del Valle (Ovirac). Cana Meza era fundadora del Cabildo Nasa Nuevo Despertar de Dagua y se desempeñaba como líder social. Había sido desplazada de su territorio recientemente.

Actualmente en el Cauca se encuentran las Guerrillas Unidas del Pacífico, ELN y EPL.

 

Héctor Fabio Montoya Orjuela

Héctor Fabio Montoya Orjuela fue asesinado el 24 de agosto mientras se movilizaba en un vehículo particular junto a su esposa Yudi Paola García, en la vía Florencia – Morelia. Montoya era cofundador de la Fundación Nuevo Amanecer, donde fungía como coordinador en el departamento del Caquetá. Además, trabajó como defensor de los derechos de las familias desplazadas en el Valle y el Caquetá.

Actualmente, según investigaciones de Pares, en Caquetá se encuentran disidencias de los Frentes 1, 7 y 14 de las FARC. Además, hay presencia de estructuras paramilitares y se ha configurado lo que denominamos una Anarquía Criminal.

 

José Enrique Monsalve Giraldo

José Enrique Monsalve Giraldo fue asesinado el 25 de agosto. Desempeñaba labores como líder campesino y era presidente de la Junta de Acción Comunal de la vereda San Antonio de San José de Uré en Córdoba. Monsalve también lideraba el proceso de sustitución voluntaria de cultivos de uso ilícito en su vereda.

En esta zona de Antioquia tienen presencia, principalmente, el Clan del Golfo, ‘Los Caparrapos’ y las llamadas disidencias de las FARC.

 

James Escobar

Escobar era miembro de la Junta Directiva del Consejo Comunitario Alto Mira y Frontera y de la Junta Veredal de Miras Palmas. Fue asesinado mientras se movilizaba por el río Mira, Tumaco, la tarde del 29 de agosto. Su cuerpo fue encontrado al día siguiente en una de las playas del río.

En marzo de este año, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos había resuelto favorablemente la solicitud de medidas cautelares presentada por la Defensoría del Pueblo a favor de los líderes del Consejo Comunitario Alto Mira y Frontera. La Defensoría advertía sobre el alto nivel de riesgo al que se encuentran expuestos los integrantes de la organización por su defensa al Acuerdo de Paz. Sin embargo, varios de sus líderes siguen siendo amenazados y los pedidos de protección colectiva no han sido atendidos.

 

Oliver Herrera Camacho

Oliver Herrera Camacho fue asesinado el viernes 31 de agosto en la vereda Brisas del Guayabero, en el municipio de La Macarena. Hombres armados le dispararon en cuatro ocasiones mientras jugaba billar en su propio negocio. En el pasado, Herrera había sido presidente de la Junta de Acción Comunal de su vereda y era reconocido por sus labores sociales e importantes denuncias.

La Confederación Comunal de Colombia se manifestó al respecto y destacó la importante labor política y social de Herrera. No se conocían amenazas contra el líder social. En esta región hay presencia de las llamadas disidencias de las FARC.

 

Alirio Antonio Arenas Gómez

Alirio Antonio Arenas Gómez fue asesinado en la madrugada del 2 de septiembre. El ataque fue perpetrado en el barrio Belén en Ocaña, Norte de Santander. Arenas era concejal electo por el partido del MAIS, también presidente de la Junta de Acción Comunal en la vereda San Isidro y pertenecía al Movimiento por la Constituyente Popular del Catatumbo. El líder había denunciado amenazas de muerte en su contra y, a pesar de que la UNP había aprobado medidas de protección a su favor desde el 31 de julio, estas no le habían sido asignadas.

En Ocaña tienen presencia el ELN y se ha configurado lo que Pares denomina Anarquía Criminal.

 

Norberto Jaramillo

Norberto Jaramillo era el presidente de la Junta de Acción Comunal de la vereda La Envidia (corregimiento La Caucana, municipio de Tarazá) y hacía parte del Programa Nacional Integral de Sustitución de Cultivos de Uso Ilícito, PNIS. Fue asesinado el 2 de septiembre cuando hombres armados ingresaron a su casa y le dispararon en varias ocasiones.

El teniente coronel Daniel Mazo, comandante de la Policía en el Bajo Cauca, afirmó que “esa es una vereda que está aproximadamente a cinco horas del corregimiento la Caucana en carro. En este momento hay una disputa entre las subestructuras del Clan del Golfo, la Virgilio Peralta Arenas, también conocida como “Los Caparrapos”, y está la Julio Cesar Vargas en ese sector”.

 

Amparo Fabiola Rodríguez

Amparo Fabiola Rodríguez fue asesinada junto a su esposo el 2 de septiembre de este año. Tras el ataque, su hija se encuentra desaparecida. Varios desconocidos llegaron a su lugar de residencia para perpetrar el asesinato. El homicidio ocurrió en el municipio de Villagarzón. Fabiola Rodríguez era una docente indígena y pertenecía al cabildo indígena Camentzá.

En Putumayo tienen presencia, sobre todo, las llamadas disidencias de las FARC. Allí estaban los frentes 32, 48 y 49 de la extinta guerrilla y el grupo paramilitar Bloque Sur de Putumayo.


Autor

Artículo por: Redacción Pares @ | Publicado: Hace 2 semanas

Puedes ver más sobre el autor en su Twitter.

ver más artículos de Redacción Pares @

Artículos relacionados

  • +57 (1) 745 56 15 / 742 19 24
  • Cll 26B # 4A -45 Edificio KLM, La Macarena. Piso 15 y 16
    Bogotá, Colombia
  • Cra 3b #8-47b
    Buenaventura, Valle del Cauca, Colombia
© 2018 PARES.COM.CO Todos los derechos reservados. Fundación Paz y Reconciliación. Se prohíbe su reproducción total y/o parcial.
Powered by: