Una crisis profunda e inédita en Colombia

28 noviembre, 2019

Una crisis profunda e inédita en Colombia

Por: Redacción Pares

Se podría comparar la situación de Colombia hoy a la de una olla a presión a la que le quitaron la tapa. Salió la protesta social, por un lado, y el voto de opinión por el otro. Ante la situación social y política tan compleja que se vive en el país en el marco del Paro Nacional que comenzó este jueves 21 de noviembre pero al que no se le ve una fecha de terminación. las élites políticas colombianas están divididas desde el Acuerdo de Paz de La Habana, y por primera vez en la historia de Colombia, el Ejecutivo está en crisis ¿Quiénes acompañarán al gobierno en buscar soluciones para esta crisis?

En contexto, en las últimas elecciones regionales de octubre 27 ganó el voto de opinión en las principales ciudades en unos resultados electorales que sorprendieron al país y al mundo; y para mirar en detalle este caso está la figura de Claudia López, elegida primera alcaldesa de la capital: una mujer de clase media, lesbiana, con ideas de centro izquierda va a gobernar una ciudad de ocho millones de habitantes en medio de una Colombia conservadora.Un hito político y social.

Surge la protesta social

Por otro lado apareció la protesta social que nadie esperaba y que responde a dos dinámicas: por una parte una realidad política en la que el partido político del presidente Duque es minoría en el Congreso y no ha podido conquistar mayorías en un hecho inédito. Hay que resaltar que es un Congreso que después de hacer un debate muy serio sobre la situación de seguridad y órden público nacional y el actuar de las fuerzas militares, sacó al ministro de defensa.

La segunda dinámica que nos permite entender esta realidad nacional de hoy, es ver a la gente en la calle atendiendo una convocatoria que nadie creía que que iba a convertirse en estas enormes movilizaciones pacíficas. Las centrales obreras hacen esas convocatorias y cumplen como un ritual de protesta; pero esta vez la movilización se salió de los cánones y sorprendió hasta a los mismo organizadores.

Definitivamente estamos ante un ‘revolcón’ institucional, ya que la gente que ha salido de manera tan numerosa a la calle tiene unos acaldes elegidos y unos parlamentarios como vehículo de expresión, ya que los liderazgos personales no están jugando un papel muy importante. Ni Petro ni Fajardo han sido referentes de ese movimiento ciudadano pacífico que está en la calle.

Es indudable que están surgiendo liderazgos políticos. Hay unas bancadas parlamentarias jóvenes que están haciendo sus primeros ‘pinitos’ pero muestran capacidad discursiva, convicciones, proyecto y esa es otra esperanza. Hay un relevo generacional importante.

Los tres momentos de un presidente en crisis

De manera que la crisis del gobierno es enorme. No se ve movilidad porque está atrapado en su propio discurso. Duque ha tenido tres momentos. Los primeros tres meses de gobierno el presidente buscaba un nuevo proyecto político y dejar atrás la polarización. A los 100 días de gobierno, las encuestas le daban solo el 29% de favorabilidad en la ciudadanía y perdió las mayorías en el Congreso y vino una crisis enorme.

El segundo momento de Duque, como la ha señalado León Valencia, director de Pares, es cuando el presidente Duque «hace una fuga hacia atrás, hacia las ideas viejas del uribismo: una dura declaración contra Venezuela , empieza a golpear el proceso de paz y la implementación, rompe con el ELN y abre peleas en la región. Fue un momento en el que Duque decide refugiarse en Uribe y logró subir un poco en las encuestas«

El tercer momento de Duque es abril. Volvió a caer en las encuestas y no se ha vuelto a levantar aunque haya tratado de buscar un enemigo que reemplace a las Farc, no ha podido pese a que lo ha intentado con el castrochavismo, pero en palabras de Valencia «ese es un cuento difícil de vender porque nadie está dispuesto a defender a Maduro en Colombia. Y no han podido derrocarlo» Además, en octubre sufrieron una derrota electoral que el mismo Uribe salió a reconocer.

Acerca de las marchas ciudadanas que ya cumplen ocho día, el director de Pares señala «La calle está caliente. Duque se ha inventado que la protesta social en curso es difusa, sin agenda clara, sin dirección legítima, inducida por una oposición mentirosa y oportunista y entonces la solución es una conversación nacional al estilo de Macrón en Francia, para buscar un apoyo a sus iniciativas».

Finalmente, en respuesta a la conversación nacional de Duque las mayorías del Congreso, el Comité Nacional de Paro, el Movimiento Defendamos La Paz y alcaldes y gobernadores elegidos por el voto de opinión, le están proponiendo al gobierno un acuerdo nacional mediante negociación directa. Hay que fortalecer la democracia de manera pacífica y respetando las instituciones.


Autor

Artículo por: Redacción Pares @ | Publicado: Hace 2 semanas

Puedes ver más sobre el autor en su Twitter.

ver más artículos de Redacción Pares @

Artículos relacionados

  • +57 (1) 745 56 15 / 742 19 24
  • La Macarena, Bogotá DC, Colombia
  • Buenaventura, Valle del Cauca, Colombia
  • Para mayor información contactar a [email protected]
© 2018 PARES.COM.CO Todos los derechos reservados. Fundación Paz y Reconciliación. Se prohíbe su reproducción total y/o parcial.
Powered by: